Martes, 17 Mayo 2022 | Acceso abonados
Imagen de un grifo de agua/Málaga Actualidad Imagen de un grifo de agua/Málaga Actualidad

Alternativas para tasas más justas

El PSOE propone una tarifa de agua de cero euros para familias en situación de exclusión social

MÁLAGA.- El grupo socialista en el Ayuntamiento de Málaga ha trasladado este jueves al consejo de administración de la Empresa Municipal de Aguas (Emasa) su alternativa para lograr una tarifa del agua justa en la ciudad. Según ha defendido la portavoz socialista en el Consistorio, María Gámez, las propuestas del PSOE "persiguen la justicia social" y ha propuesto una tarifa social de cero euros para el primer tramos de consumo de dos metros cúbicos destinada a las familias en situación de exclusión social.

"Apostamos por tarifas y bonificaciones pensando en las familias malagueñas y en sus consumos vitales, entendiendo el acceso al agua potable como un derecho de ciudadanía. Con nuestra propuesta pretendemos reforzar el consumo responsable de agua", ha asegurado la portavoz.

Al mismo tiempo, las propuestas de los socialistas garantizan la viabilidad y el carácter público de la empresa municipal de aguas. "Es nuestra responsabilidad velar por el buen funcionamiento de una empresa que se sostiene con fondos municipales y, por tanto, por dinero de los propios contribuyentes malagueños", ha subrayado Gámez.

Para ello, desde el grupo municipal socialista han trasladado al equipo de gobierno tres escenarios distintos con bloques de consumo para que Emasa y las asociaciones de consumidores y usuarios puedan analizarlo de forma detallada y rigurosa.

Así, en el primer escenario, el primer bloque de consumo se fija hasta los tres metros cúbicos; en el segundo escenario, ese primer bloque se sitúa en los 3,5 metros cúbicos, y en el tercer escenario, el primer bloque es hasta un máximo de cuatro metros cúbicos. El resto de bloques de consumo es el mismo en los tres escenarios: el segundo, hasta los cinco metros cúbicos; el tercero, hasta los siete metros cúbicos y el cuarto y último, el resto de consumo.

Los socialistas instan al PP a acelerar al máximo las gestiones para que la nueva tarificación entre en vigor en el mes de marzo de 2016. "Es algo perfectamente posible siguiendo todos los procedimientos legalmente establecidos y aprovechando los meses que quedan hasta final de año como tiempo de negociación y acuerdo en aras de un consenso político y social tan deseable y demandado por la ciudadanía", ha dicho Gámez.

La portavoz socialista ha destacado que la alternativa presentada por su grupo contempla cuestiones a las que el PSOE no va a renunciar. "Me estoy refiriendo a la necesidad de incluir en esas nuevas bases un mínimo vital garantizado, para que personas en situación de exclusión social que no puedan afrontar el recibo del agua, ni siquiera en base a tarifas más justas, puedan ver bonificados los dos primeros metros cúbicos de consumo, tal y como establece en justicia la Organización Mundial de la Salud (OMS)", ha explicado.

Asimismo, desde el PSOE también han planteado incentivos al ahorro y bonificaciones sociales. En concreto, han propuesto aplicar el 25 por ciento a aquellos usuarios que el primer tramo estén por debajo de 2,5 metros cúbicos. "Queremos que se bonifique a aquellos ciudadanos que practiquen un consumo eficiente del agua por debajo de la media, de forma que podamos fomentar el ahorro de este recurso natural",  ha asegurado la portavoz socialista.

En cuanto a las bonificaciones sociales, proponen destinarlas a los colectivos más vulnerables como desempleados --estudiar casos de familias con todos sus miembros en el paro, parados de larga duración, etcétera-- o perceptores de pensiones mínimas, incapacidad permanente y pensiones no contributivas de invalidez.

"Los socialistas hemos sido especialmente críticos con el modelo seguido por el equipo de gobierno en la tarificación del agua. Hemos defendido multitud de iniciativas para conseguir unas condiciones más justas, ya que gran parte de la población malagueña se veía perjudicada por esa modificación de bloques que penalizaba a las familias de uno, dos y hasta tres habitantes por vivienda. El paso del tiempo nos ha acabado dando la razón. Ahora se ha abierto un tiempo nuevo en el Ayuntamiento, un tiempo que debe ser de diálogo. El grupo socialista tiende la mano a través de nuestras propuestas para llegar a un acuerdo en beneficio de todos malagueños", ha concluido.

Esta web utiliza 'cookies'

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. En el siguiente enlace podrá consultar cómo puede cambiar la configuración u obtener más información. Saber más

Acepto