Miércoles, 23 Junio 2021 | Acceso abonados

Los “colomnistas”

La gran lectora me enseñó en mi juventud a otear más allá del devocionario de mis consuelos, así que no hay receta por más venenosa que parezca que, estando cerca no le eche el tiempo que, en mi caso más que aurífero es de un plomizo delirante. Así que la insigne amalgama de columnistas de obsesión contra el gobierno de Sánchez, me han enseñado sus múltiples piruetas, incluso la sin par Cernuda que lleva su "colomnismo", a alabar un pisado de la calle como el que pisa uvas, en una alabanza singular a los patrioteros de Colón.

El presidente de los empresarios, Antonio Garamendi, más todo su gremio de cuentas encomiables, -salvo los que empezaron vendiendo limones, digo, no conocen la calle, ni pisan el barro, más que las tupidas alfombras del poder; así dice doña Pilar, no pueden conocer que manifestarse a favor del indulto, no es otra cosa que un insulto a los españoles de bien que, están tan agobiados,- ahora viene el listado de sus desafueros contra el gobierno que, nos mantiene a dos velas por el precio de la luz, y que encima quieren quitarnos Cataluña para mantener a Pedro, su Pedro, en el poder, a costa de todos los enemigos de España.

Pronto vendrá el artículo contra los obispos catalanes, pero mientras tanto los "colomnistas" pasan de puntillas por las corrupciones del PP, con –un todos son iguales, incluso los Pujol, le trae al pairo la insignificancia de Arrimadas, o los asnos de la apocalipsis de VOX, pero tan ufanos. A la cabeza sitúan a Sabater, al que su otrora fértil pensamiento, ETA ensimismo por vida; a Rosa Díez que tras ser la gran perdedora en las primarias de ZP, trasnocha con su letanía de jaculatorias contra los socialistas; pero para su suerte ya ha aparecido su auténtica heroína, esa que ha tenido el valor de presentar todas sus resistencias a los ocupas de la Moncloa, Ayuso, la que no frenará su locuaz osadía, hasta que el muro de la realidad sea cierto.

La columnista manda abandonar los pesebres del poder a los empresarios y darse un garbeo por la calle, cosa muy útil, pero me da la impresión, aunque con la mascarilla no se notaría, que los que hemos pisado calle y con mucho barro en política, a los que van con la nariz respingona los vecinos los huelen a la legua. Aviso a los COLOMNISTAS.

Autor

Curro Flores

Curro Flores

Esta web utiliza 'cookies'

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. En el siguiente enlace podrá consultar cómo puede cambiar la configuración u obtener más información. Saber más

Acepto