Miércoles, 24 Octubre 2018 | Acceso abonados
Red de baldeo. Red de baldeo.

Limpieza de barriadas

Las obras de la red de baldeo de Ciudad Jardín alcanzan el 50% de ejecución Destacado

MÁLAGA.- Las obras para dotar de una red de baldeo a las barriadas de Alegría de la Huerta, Jardín de Málaga y parte de Huerta Nueva, en el distrito de Ciudad Jardín, se encuentran al 50% de ejecución. Los técnicos de la Empresa Municipal de Aguas de Málaga (Emasa) que supervisan el desarrollo de esta actuación prevén que, si los trabajos mantienen este ritmo, las obras concluirán a principios del próximo mes de octubre.

Desde el inicio de las obras, hace dos meses, se ha completado uno de los tres anillos que forman la futura red de baldeo. En concreto, el sector de red terminado es el situado más al sur y comprende las calles Alcalde Joaquín Quiles, Alcalde Nicolás Maroto, Murcia de la Llana, Saxofón, Pintor Ramos Rosas y el último tramo de Jerez Perchet.

Por su parte, el anillo central se ha ejecutado en más de la mitad de su extensión con la instalación de tuberías en la calle Marqués de Mantua y en parte de la calle Alcalde Joaquín Quiles. Durante esta semana, las obras están avanzando hacia la calle Cristóbal Fonseca, quedando solo actuar en la calle Borde Alegre para cerrar el perímetro.

Respecto al anillo norte, las obras de canalización discurren ahora por la calle María de Zayas y Sotomayor y continuarán por las calles Pastora Imperio, Ínsula Barataria, El Copo, Escultor Mariano Benlliure, Badajoz, Ventillas de Toledo, un tramo de Quintanar de la Orden y Villafranca de los Caballeros. En esta última vía se efectuará la conexión con el anillo central en la calle Borde Alegre completando así la red de baldeo.

Asimismo, se están ultimando los trabajos de construcción de la caseta de bombeo que impulsará el agua no potable por la nueva red. Esta infraestructura se ubicará junto al depósito existente que hasta ahora se utilizaba para el riego de jardines. Para completarla, resta el montaje de los equipos de impulsión que llevarán el agua no potable a todos los puntos de la red.

El concejal de Sostenibilidad Medioambiental y edil del distrito de Ciudad Jardín, José del Río, ha realizado hoy una visita a las obras para observar la evolución de los trabajos, acompañado del director-gerente de Emasa, Juan José Denis, y de los técnicos municipales responsables de la actuación.

Una vez terminada las obras, las primeras de este tipo con las que contará Ciudad Jardín, se mejorarán las tareas de baldeo de calles en la zona y también aumentará la frecuencia de la limpieza. Además, la entrada en servicio de la nueva red evitará el empleo de la maquinaria que se utiliza en la actualidad para el baldeo con agua presión, evitando así los problemas de tráfico y ruido derivados de su uso.

Estas obras, adjudicadas a la empresa Naxfor Ingenería e Infraestructuras, S.L. por un importe de 277.949 euros, forman parte de las 21 actuaciones que Emasa tiene previsto ejecutar durante este año destinadas a la mejora del saneamiento y el abastecimiento de la ciudad con cargo a las Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS) de 2017 y presupuestadas en 3,9 millones de euros. A su vez, esta cantidad se enmarca en el plan municipal 'Más barrios, más Málaga', dotado de un presupuesto total de 37,5 millones de euros.

La futura red baldeo de Ciudad Jardín parte del aprovechamiento de las aguas subterráneas localizadas en la barriada y que abastecen al depósito situado en la calle María de Zayas y Sotomayor. Junto a esta instalación, se ubicará la caseta de bombeo que albergará los equipos electromecánicos necesarios para la distribución del agua no potable desde el depósito existente hacia todos los puntos de la red.

La red de baldeo tendrá una longitud total de 2.239 metros y estará formada, en su mayoría, por tuberías fabricadas en policloruro de vinilo orientado (PVCO) de 110 milímetros de diámetro y, en menor medida, por tramos de conducciones de polietileno de alta densidad (PEAD) de 32 milímetros de diámetro.

El sistema contará con 52 picas de baldeo repartidas a lo largo de los tres anillos que conformarán la red. Estos hidrantes tendrán una separación máxima entre sí de unos 50 metros y cubrirán las necesidades de limpieza de un área de unos 60.000 metros cuadrados.

Asimismo, la impulsión que distribuirá el agua no potable a través de la nueva red dispondrá de dos bombas verticales de tres kilovatios de potencia con capacidad para garantizar un caudal de funcionamiento de un litro por segundo, a una presión nominal de 15 atmósferas. El sistema también incluye diversos dispositivos electrónicos para el control automático de las bombas.

Esta web utiliza 'cookies'

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. En el siguiente enlace podrá consultar cómo puede cambiar la configuración u obtener más información. Saber más

Acepto